Ecologia, Medio Ambiente Bolivia

viernes, 31 de octubre de 2014

Bolivia ante el reto de posicionar las Áreas Protegidas en las políticas públicas

El III Encuentro Nacional de Áreas Protegidas, organizado por la gobernación de Santa Cruz con el apoyo del Programa PACSBio de la Unión Europea, reúne este 30 y 31 de octubre a especialistas en medio ambiente y áreas protegidas a nivel nacional e internacional.

“Bolivia tiene el reto de posicionar en las políticas públicas del país y en la vida diaria de las personas a las Áreas Protegidascomo elementos fundamentales para el desarrollo de las comunidades locales, asumiendo a éstas no como espacios inertes para el desarrollo sinocomo mecanismos para resguardar la fuente del bienestar y mejora de la calidad de vida para las poblaciones vinculadas a ellas”, señala el experto y Coordinador Técnico de la Escuela Latinoamericana de Áreas Protegidas (ELAP),Stanley Arguedas Mora.

El experto costarricense fue invitado por el Programa de Apoyo a la Conservación de la Biodiversidad (PACSBio) de la Unión Europea para participar del Encuentro Nacional de Áreas Protegidas.

Además del posicionamiento político de las Áreas, el experto consideratambién importante fortalecer la capacidad de gestión en terreno, de forma que se puedan implementar las acciones que permitan conservarlas Áreas. “Bolivia fue considerado en años anteriores como uno de los ejemplos y sistemas líderes en materia de gestión de áreas protegidas en América Latina y ese liderazgo debe ser recuperado por el país”, añade.

Otro aspecto importante, es la adaptación de las áreas protegidas ante los cambios globales, como por ejemplo; los cambios climáticos, la modificación de la matriz de uso de los territorios y la evolución de los sistemas de gobernanza, entre otros.

Con relación a la región, Arguedas considera que el estado de conservación de las áreas protegidas de Bolivia es bueno, en el sentido que las áreas aún conservan una base natural lo suficientemente bien conservada, lo que les permite lograr los objetivos para las que fueron creadas. Sin embargo advierte sobre actividades que podrían deteriorar los recursos naturales que es necesario controlar.

“Es posible que algunos indicadores biofísicos clave, es decir algunos aspectos puntuales como el estado de poblaciones de fauna y flora de interés comercial o bajo presión de uso, así como algunos ambientes naturales muy vulnerables estén siendo afectados de forma negativa por actividades ilícitas dentro del área o por el cambio de uso del suelo en las zonas aledañas. Esto significa que si no se mejoran los sistemas de control, no se ordenan adecuadamente los usos del territorio o se generan alternativas o modelos de uso más sustentables de los recursos naturales, esta situación llevará a un inminente deterioro del estado de conservación de las áreas protegidas en el mediano plazo”, dijo.

El Encuentro
El III Encuentro Nacional de Áreas Protegidas organizado por la gobernación de Santa Cruza través de la Secretaría de Desarrollo Sostenible y Medio Ambiente y de la Dirección de Áreas Protegidas tiene como objetivo ofrecer un espacio de encuentro, discusión y divulgación de los avances y nuevas herramientas en la gestión de las Áreas Protegidas para compartir y aportar ideas por la conservación de la biodiversidad que alberga en el país.

Participan expositores extranjeros especialistas en medio ambiente y Áreas Protegidas, invitados por el PACSBio de la Unión Europea. Entre ellos se destaca: MSc. JimBarborak, Director del Centro para Manejo de Áreas Protegidas de la Universidad Estatal de Colorado, EEUU; Lic. Nancy Puente, Representante del Fondo para la Protección del Agua de Quito-Ecuador; además del propio Stanley Arguedas.

Asimismo, estarán presentesrepresentantes de medio ambiente de las nueve gobernaciones del país compartiendo sus experiencias y abordando avances, amenazas, nuevos retos y desafíos para la conservación de las Áreas Protegidas nacionales, departamentales y municipales.Asisten también autoridades nacionales (diputados electos, representantes de subgobernaciones, gobernaciones, de municipios, instituciones relacionadas con el medio ambiente, instituciones públicas, privadas, académicas).

“El gran desafío es convertir estos eventos en espacios útiles para la gestión de los sistemas de Áreas Protegidas, de forma que sus resultados tengan un impacto positivo y directo en función de mejorar lo que ocurre en el terreno y por ende se avance hacia los objetivos de estos espacios protegidos”, asegura Stanley Arguedas a tiempo de destacar la realización de este evento.

Espacios de similar importancia desarrollados en la región son: el Congreso de Áreas Protegidas de Colombia, que va por su segunda edición. En Brasil se organiza el Congreso de Unidades de Conservación, que va por su séptima edición. En Cuba se organiza el Congreso de AP de ese país que va por su séptima edición. En Centroamérica se acaba de hacer el 4to Congreso Mesoamericano de Áreas Protegidas y semanas atrás se realizó el 1º Encuentro de AP de la ZICOSUR (Zona de Integración del Centro y Oeste de Sur América).

jueves, 30 de octubre de 2014

Los mejores inventos ecológicos

En los recientes años se ha desarrollado la creación de objetos y materiales orientados al preservar el medio ambiente. Estos inventos suponen grandes pasos y algunos podrían convertirse en importantes soluciones ecológicas, en caso de popularizarse. El desconocimiento, los precios más elevados, la fase inicial de estos inventos y el hábito del consumidor de adquirir lo que ya conoce han impedido que aún no sean la opción primera de compra para particulares y empresas. Sin embargo, como iniciativa, algunos son grandes obras de arte.

CIGARRILLO ECOLÓGICO

¿Sabías que en el mundo hay 967 millones de personas que fuman a diario? Ante esta elevada cifra es difícil calcular la inmensa cantidad de cigarrillos que se consumen en el mundo todos los días. No sólo el humo, sino también la colilla contamina: tarda quince años en descomponerse. Hace poco se creó el cigarro-semilla con intención de dar un sentido ecológico al mal vicio de fumar. Está fabricado con filtros biodegradables en cuyo interior hay semillas de flores silvestres. Así, este cigarrillo se degrada en pocas semanas y la flor que germinará dentro del mismo se encargará de purificar el aire.

TELÉFONOS MÓVILES CON BATERÍA SOLAR

Los teléfonos móviles son artículos que casi todo el mundo tiene y usa a diario; por lo tanto, gastan muchísima energía eléctrica global- especialmente, con el uso de Smartphones, los cuales hay que recargar prácticamente cada veinticuatro horas. La iniciativa de integrar paneles solares en los móviles se está llevando a cabo por los trabajadores del Instituto Fraunhofer, quienes quieren conseguir que funcionen tras sólo dos horas de exposición al sol. Si llegara a popularizarse sería una medida muy beneficiosa, aunque, una vez más, nos topamos con la dificultad de cambiar los hábitos del consumidor, que suele cargar los móviles durante las noches.

LA BOLSA QUE SE CONVIERTE EN ACEITE

Una empresa japonesa inventó una máquina que convierte las bolsas de plástico en aceite, el cual puede utilizarse más tarde como combustible. Por cada kilo de bolsas de plástico, proporciona un litro de aceite, aproximadamente. Este aparato podría llegar a disminuir el problema de la contaminación por carburantes. La máquina en cuestión tiene un coste de 10.000 dólares.

miércoles, 29 de octubre de 2014

Controlarán que ingenios no viertan colas a los ríos

Personal de la Secretaría de la Madre Tierra del Gobierno Autónomo del Departamento de Potosí efectuará controles periódicos nocturnos a las cuencas próximas a operaciones mineras para detectar si los ingenios están echando las colas a los afluentes, así lo anunció la titular de esa repartición, Ivana Bellido.
La determinación fue tomada después que comunarios de la zona de Betanzos denunciaron que en pasados días se habían vertido las colas al río afectando su producción.
La secretaria departamental indicó que los controles serán permanentes para que durante la época de lluvias los dueños de las plantas de tratamiento de minerales no concreten el vertido de las colas ya que esa sería una infracción que puede dar lugar al cierre definitivo de las operaciones.
Los operativos de control comenzaron el pasado fin de semana, pero no se pudo evidenciar que algún ingenio minero hubiera vertido las colas hacia algún río, lo cual fue calificado como positivo por la gente que participó en el trabajo de control.
En el pasado todos los ingenios echaban los residuos mineros a los ríos pero en aplicación de la Ley del Medio Ambiente hoy en día cuentan con presas y los asociados tienen un dique de colas en San Antonio, el cual sigue recibiendo las descargas de 29 plantas de tratamiento de acuerdo a una planificación que evita la contaminación de las aguas de los ríos locales y el Pilcomayo.
En varias oportunidades se verificó el trabajo del dique de colas de San Antonio evidenciando que se cumplen las normas sobre preservación del medio ambiente.

lunes, 27 de octubre de 2014

La ABT Tarija impuso medio millón de bolivianos por multas



La Autoridad de Fiscalización y Control Social de Bosque y Tierra (ABT) regional Tarija, aplicó 479.372 bolivianos por concepto de multas por almacenamiento ilegal, aprovechamiento, desmonte y transporte ilícito de productos forestales. La recaudación incluye además a las penalidades dispuestas a la conclusión de los diferentes procesos administrativos.

La cobranza se efectuó en la oficina principal de la dirección departamental y las oficinas operativas de Yacuiba, Entre Ríos y Villa Montes. Corresponden al primer semestre de gestión.
De acuerdo al informe del director de la ABT Tarija, Omar Ortíz, durante el primer semestre de gestión esa entidad efectuó una recaudación total de más de 1.2 millones de bolivianos, que además del concepto del cobro por multas, incluye también a patentes por superficie y volumen del producto forestal aprovechado, desmonte, formularios, multas, remates, inscripciones y reinscripciones; además de tarifas de regulación y concesiones forestales.
Sostuvo que de 81 casos registrados, 11 fueron denunciados en la presente gestión, habiendo concluido 9 con sentencias condenatorias de privación de libertad para los imputados por el delito de destrucción y deterioro de bienes del Estado.

Control y Fiscalización
De la misma manera, la ABT en ese mismo lapso y dentro de las acciones de prevención, control, fiscalización y prohibición de usos inadecuados de los recursos forestales y suelo, ha desarrollado una cantidad de 142 inspecciones.
Según Ortíz, durante la gestión solamente se ha logrado poner bajo manejo forestal una superficie de 366,7627 hectáreas.
Asimismo, dijo que de las inspecciones de control y actividades desarrolladas por las diferentes oficinas operativas del departamento, se han instaurado procesos sumarios administrativos en una cantidad de 72 por incumplimiento al Régimen Forestal de la Nación, donde la presencia institucional se vio fortalecida por la aplicación de medidas concluyentes y sancionatorias, como el decomiso definitivo de un camión que se constituyó en medio de consumación del delito. Por otro lado y considerando la naturaleza de la inspección y contravención, se ha procedido a la intervención provisional de una cantidad de 26 medios de perpetración, determinado en 22 camiones, 1 camioneta, 1 microbús, 1 moto sierra y 1 vagoneta.
Otro resultado fue el reposicionamiento institucional, lográndose un mayor acercamiento con comunidades campesinas, propietarios privados, organizaciones sociales e instituciones públicas y privadas, que han tomado conocimiento de las actividades de esa institución.
Según Ortiz, la representación la ABT diseña e implementa políticas y estrategias en el ámbito de facilitación, control, regulación y gestión institucional a nivel de departamento, apoyo a la gestión de las unidades operativas de bosque y monitoreo y evaluación de unidades operativas de bosque y tierra.
Asimismo, el promover del manejo integral y sustentable de los bosques y tierras, a través de la otorgación y administración de derechos de uso y aprovechamiento de las actividades forestales y agraria en los bosques y tierras a nivel departamental.
Para el director de la ABT, la deforestación de bosques en el país entre el 2010 y 2013 se redujo de 300 mil hectáreas a 76 mil hectáreas, debido al incremento en la multa por hectárea deforestada de 70 dólares hasta 300 dólares.

domingo, 26 de octubre de 2014

Reciclaje de botellas plásticas a muebles de madera




En plena plaza de San Miguel, un domingo soleado por la mañana, un niño busca dónde botar su botella plástica, hasta que en una de las esquinas divisa a un joven, quien junto a un grupo de voluntarios scouts del Loyola San Calixto, acopia papel y plástico en un par de botes: uno azul y el otro amarillo

La gente se acerca a preguntar por lo que almacenan, mientras un scout del Amerinst deja una gran bolsa, de ésas que miden 1 metro 50 centímetros, repleta de botellas pet. “Los scouts están para ayudar, así que cuando podemos juntar fuerzas para el medio ambiente, siempre estamos ahí, dispuestos”, señala Sergio Goyzueta.

Por otro lado, los scouts del grupo Loyola San Calixto se encargan de sensibilizar a la gente que circunda el lugar sobre el reciclado. “Nosotros hablamos a las personas acerca del reciclaje, les damos estos volantitos, les explicamos de qué trata, les pedimos materiales que pueden reciclar, y también nosotros recogemos bolsas, plásticos, pilas, botellas que encontramos en los lugares”, dice entusiasta una de las voluntarias scout, Laura Heredia. Las casas y los restaurantes también forman parte de esta campaña gracias a la iniciativa de estos muchachos, quienes son los que van a recoger los residuos los domingos por la mañana.

El joven que los acompaña, y que no está vestido con la tradicional ropa de scout, es Pedro Mullisaca. Él trabaja en la Planta de Alpacoma, donde se separan los residuos, y los domingos espera en la plaza de la 21 de San Miguel de 08.00 a 13.00, a las personas que quieran dejar sus desechos plásticos o de papel.

Mullisaca cuenta que fue capacitado por la Alcaldía para la separación de residuos y se unió al proyecto de reciclaje desde julio porque es una gran iniciativa para el cuidado del medio ambiente.

Separando residuos sólidos

Una vez realizada la colecta, todos estos residuos son transportados precisamente a Alpacoma, para que sean separados por color o tipo, tanto el plástico como el papel. Según Rubén Ledezma, director de Gestión Ambiental del Gobierno Municipal de La Paz, “esta planta tiene el propósito de separar los residuos para que nosotros le demos el destino final”.

El camino hacia la planta es largo desde el centro de La Paz, dura aproximadamente una hora. Cuando se arriba a destino, un grupo de mujeres y de hombres se encuentra parado frente a una cinta donde residuos de plástico y de papel se deslizan. De allí aprovechan para alzar el material y separarlo según su tipo, en grandes bolsas que se encuentran en el piso. “Hacemos una separación especial con las botellas pet porque son las que más valor tienen”, aclara Sergio Rassmusen, administrador de esta planta, ya que de acuerdo con lo que dice Ledezma, la gente está utilizando las pet para hacer fibras sintéticas, bolsas de tela y chompas polar, “por eso son muy requeridas, son muy buenas para trabajar, por otro lado este material tarda demasiados años en descomponerse, por lo que resulta dañino”.

Las pet son comprimidas en una máquina prensadora que las convierte en packs de aproximadamente 100 kilos, bloques que además se diferencian por los colores blanco, azul y verde.

Queda por visitar la Planta de Plastimadera, donde todo el plástico es convertido en madera. Las instalaciones están en Emaverde, la Empresa Municipal de Áreas Verdes, Parques y Forestación.

Conversión de plástico en madera

“Aquí culmina la campaña de reciclaje que ejecuta el Gobierno Municipal de La Paz”, apunta Julio Linares, gerente de Emaverde. “El reciclaje de plásticos de botellas pet y de polietileno de baja densidad que se encuentra en las bolsitas de yogurt, de chicolac, etc., culmina en el proceso de la plastimadera, “que es un proyecto del Gobierno Municipal de La Paz asumido por Emaverde”.

El proceso en esta planta comienza en la picadora de los plásticos, para que una vez mezclados entren al horno y se formen las láminas de plastimadera. “La idea es hacer estas láminas y producir la plastimadera que es un sustituto ecológico de la madera, es un material que es reciclado y reciclable”. Los moldes donde se pone el plástico picado tienen una capacidad de 80 kilos que puede ser de 15 a 35 milímetros de espesor, explica Hugo Lamas, encargado de Plastimadera.

Luego, éstos son ingresados al horno, previamente calentado 15 minutos, a una temperatura aproximada de 200 a 230 grados. El molde entra en la parte central del horno y en esa posición se lo deja de una hora a hora y media, dependiendo del espesor del material para que se funda, como el pan de cada día lo hace con la harina.

Este horno, a su vez, tiene una circulación de agua para que pueda enfriar. Al mismo tiempo que se está prensando, el material se enfría.

Después se pasa al desmoldaje del producto, una tabla cuyas medidas son de 2,50 metros por 1, 25, y en este caso de 15 a 25 milímetros de espesor. Los tableros de plástico son productos iguales a tablones de madera, por lo que se los trabaja de la misma manera.

“Tenemos una sierra circular, que los corta en diferentes tamaños para el mobiliario, donde necesitamos tableros de 20 x 40. Cortamos la placa porque se la trabaja de la misma manera como se lo hace con la madera, se la puede cepillar, se la puede barnizar y hasta pintar”.

Con la madera producida con el plástico, se hará mobiliario escolar, mobiliario urbano, mobiliario doméstico y para oficinas. El proyecto de corto plazo es el proporcionar de sillas y mesas a las escuelas.

“Vamos a comenzar este año con el ciclo secundario, vamos a producir alrededor de 2.000 piezas entre bancas y sillas que esperamos entregar en noviembre a la Oficialía Mayor de Desarrollo Humano, a la Dirección de Educación”, resalta el gerente de Emaverde.

Una vez que los tablones salen de los moldes, pasan al sector de carpintería donde se encargan de cortarlos y darles la forma de mesas y sillas para que sean de utilidad en las instituciones educativas.

Los matices de la madera puede variar según el color de plásticos que se hayan mezclado antes de meter al molde: pueden ir desde los más verdosos hasta los azulados o incluso con puntos rosados, esto por el plástico de polietileno de las bolsas de yogurt que consumen los niños.

El oficial mayor de Planificación para el Desarrollo del Gobierno Autónomo Municipal de La Paz, Álvaro Blondel, apunta que este proyecto está enmarcado en el tercer plan de desarrollo municipal que genera un eje específico, que es el de una ciudad sustentable y ecoeficiente.

“Este proyecto comienza con una visión que permita generar valores agregados, y que adicionalmente motive a la gente para empezar a trabajar en este proceso de separación de los residuos. A partir de ahí nace la plastimadera”.

Dada esta dinámica, la Dirección de Gestión Ambiental del GAM ha implementado, hace ya un mes y medio, aproximadamente, los puntos verdes barriales con los cuales se está trabajando todos los domingos de 09.00 a 13.30. “Estos puntos van a permitir a la gente llevar sus residuos y que nos dejen su material separado, en una primera instancia, plástico y papel”, según el funcionario.

De los residuos voluminosos

Blondel también asegura que a mediano plazo van a implementar un punto con una infraestructura más adecuada en la Avenida del Poeta, donde la gente podrá dejar otro tipo de materiales. “En muchas casas no saben dónde dejar los muebles viejos, ropa, computadoras, instrumentos electrónicos y por eso prácticamente botan estas cosas al basurero y ahí perdemos varios insumos para reutilizarlos”.

Por eso, Blondel indica que hay varias iniciativas que arrancan con este primer proyecto de plastimadera. Otro plan que se ejecuta de manera paralela es el monitoreo hídrico, que se lo está haciendo de modo más agresivo por el control realizado a las grandes industrias.

Además, se ha implementado hace poco un centro de revisión técnica vehicular. “Este trabajo nos va a permitir mejorar los niveles de polución de los vehículos que son justamente las fuentes que mayor contaminación del aire generan en el municipio”. Por último, según informa el Director de Gestión Ambiental de la GAM, el próximo año se va a trabajar en el reciclaje de llantas. “Estamos preparando todo para tener nuestra planta de reciclaje de llantas, que sirve para fabricar aceras suaves. Es un material especial parecido a la goma, como el que se pone en los parques para que jueguen los niños, porque en este material se caen y no se lastiman”.

Esta goma sirve además para hacer pasto sintético, para mejorar las aceras, las plazas, los parques y también para los asfaltos. A la par del proyecto de Plastimadera, también se recolectan pilas a las que se les hará un tratamiento especial, pues tienen que ser enterradas en el relleno sanitario en una celda.

A propósito del relleno sanitario, el de la ciudad de La Paz cuenta con el 85% de material reciclable, el 60% es orgánico y el 25% inorgánico.

“Nosotros vamos a registrar el material orgánico desde 2016. Estamos haciendo el proyecto para implementar una planta de producción de biofertilizantes coordinada con una planta de compostaje, porque como es el 60% es mucho volumen. Tenemos que tener la capacidad para administrar tanto residuo, por eso ya estamos preparando el proyecto”, dice Ledezma.

Así termina la visita de la materialización de un proyecto medioambiental, cuyo objetivo es el convertir desechos en nuevos productos para prevenir el desuso de materiales potencialmente útiles.



Fuego arrasa 3 Ha de pajonales en el Tunari

Un voraz incendio arrasó ayer tres hectáreas de pajonales y arbustos bajos de la comunidad de Cuchillani, dentro del Parque Nacional Tunari (PNT) en la jurisdicción de Cercado.

“No llegó a la masa boscosa aunque sí estaba demasiado cercana”, reportó la responsable de la Secretaría de la Madre Tierra de la Gobernación, Cintya Vargas. Añadió que el hecho ocurrió a la altura del kilómetro 10 del PNT a las 14:30. Sin embargo, producto de una intervención inmediata de más de 40 voluntarios del SAR-FAB, SAR- Bolivia, Bomberos y personal de la Unidad de Gestión de Riesgos (UGR) el fuego fue mitigado aproximadamente a las 18:30.

Vargas reportó que la línea de fuego comenzó en un cañadón. Explicó que los “fuertes vientos” contribuyeron a la propagación del incendio. Para combatir el mismo, los voluntarios emplearon, bates de fuego, machetes y bolsas de agua. Todavía se desconocen las causas que originaron el desastre.

La responsable de la Secretaría de la Madre Tierra de la Gobernación informó que en lo que va del año se registraron 56 incendios en el PNT. Entretanto, en el departamento ya suman 86 los focos de calor que arrasaron más de 3.100 hectáreas. El más reciente y considerado uno de los de mayor magnitud fue el ocurrido en el municipio de Chimoré. En el lugar un chaqueo que se descontroló y arrasó más de 500 hectáreas de monte.

Hay descontrol de los chaqueos en Chapare

Dos incendios de magnitud en menos de una semana en Ivirgarzama y Chimoré, en el trópico de Cochabamba, arrasaron con más de 500 hectáreas de bosques, cultivos y destruyeron una importante cantidad de maquinaria por un valor de 8 millones de bolivianos destinada a la construcción de la doble vía Ivirgarzama-Ichilo.

Los siniestros revelaron que la temporada de chaqueo en el Chapare es intensa y que escapa al control de municipios y de las instancias llamadas a proteger a la Madre Tierra.

Por informes de la Autoridad de Bosques y Tierras (ABT) se conoce que en lo que va del año se registraron 29.000 focos de calor a nivel nacional, como efecto de los chaqueos forestales en todo el país. Santa Cruz y Beni son los más afectados por la quema de bosques, así como las áreas tropicales de los departamentos de La Paz y Cochabamba.

La pasada gestión, se registraron 41.000 focos de calor. Según la ABT, si bien este año hay menos incendios, es difícil controlar la situación porque nadie hace respetar las normas existentes. Sin embargo, como es la institución llamada a proteger los bosques, la ABT realizará el seguimiento necesario a las quemas que se hacen en el país y se darán sanciones económicas y penales a los responsables.

Las sanciones económicas para los infractores son de 0,20 centavos de dólar por hectárea quemada. También se prevé penas como la privación de libertad que van de dos a seis años.

Según la ABT, uno de los posibles motivos por los cuales se redujeron los focos de calor este año fue porque la época de lluvia se prolongó en el país. La misma, en cierta medida retrasó y disminuyó la temporada de incendios. De todos modos, la cantidad de focos de calor comienzan a incrementarse en octubre por el clima cálido que permite que la vegetación arda con mayor facilidad.

La ABT reportó que las regiones con más focos de calor, hasta el momento son Santa cruz con 51 por ciento, seguido de Beni con 31 por ciento, La Paz con el 7 por ciento y Cochabamba con el 5 por ciento.



Las causas

El chaqueo se realiza principalmente para habilitar zonas de producción de arroz. Éstas en su mayoría se encuentran en la zona tropical de Bolivia donde existen grandes masas vegetativas que deben ser removidas para la plantación del producto.

Debido a que la limpieza de vegetación es complicada, pues, se trata de varias plantas y árboles que deben removerse, la mayoría de los agricultores prefiere hacerlo quemando los bosques, muchas veces siguiendo un procedimiento tradicional.

El chaqueo se inicia con una selección del terreno, esto se realiza observando la capacidad de agua de la zona, pues el arroz crece básicamente inundado. Una vez elegido el lugar se marca alrededor con agua, esto con el fin de que la misma detenga el fuego del chaqueo y controle las llamas.

Los chaqueos son usuales en la temporada de sequía, pues es más fácil que la vegetación arda, pero el calor sofocante también puede ir en contra de los que realizan la actividad. En muchos casos la marca de agua se evapora y los chaqueadores se van del lugar, porque toma tiempo que termine de arder el área seleccionada y no quieren inhalar el humo. Por lo tanto el fuego se desborda y provoca incendios de magnitud que llegan a destruir cientos de hectáreas de vegetación y ecosistema de animales, insectos y plantas.

Una vez realizado el chaqueo se procede a regar las semillas por el suelo, muchas veces sin necesidad de levantar los troncos quemados o las plantas incineradas. Lo importante para la producción del arroz es el agua, pues esta planta llega a producir más y mejor cuando está básicamente inundada. Por ello se suele chaquear y sembrar en la época de calor previa a la de lluvias, es decir, desde septiembre hasta mediados de diciembre.

En lugares tropicales como el Chapare en Cochabamba, Los Yungas en La Paz, Santa Cruz y Beni la actividad es intensa para habilitar áreas para el cultivo de arroz. El riesgo de incendios se agrava en la temporada seca por el intenso calor.

LOS EFECTOS EN LA SALUD

Los problemas de salud son algunas de las consecuencias que generan los chaqueos, que en muchos casos terminan en incendios. La gran cantidad de dióxido de carbono que se desprende de la vegetación quemada provoca el deterioro del aire y la salud de las personas que inhalan el humo.

Según reportes de la Unidad de Medio Ambiente y Salud, los chaqueos que se realizan para expandir las zonas agrícolas, incrementan los niveles de dióxido de carbono en el ambiente. Éste es un gas tóxico que puede afectar al sistema respiratorio, producir conjuntivitis y dañar la piel de las personas.

Por ello, entre las principales consecuencias del chaqueo se menciona que el humo producido por los constantes chaqueos que se realizan en el país afectan a los pulmones de manera directa es como si una persona fumara, pues ésta llega a tener dificultades para respirar, siente más cansancio y debilidad. Además, produce tos seca por el daño que causa a la garganta.

Además, la excesiva cantidad de este gas en el aire afecta a los ojos y a la piel. Por el cambio del clima que provocan los chaqueos, una persona puede padecer de conjuntivitis y enfermedades respiratorias.



CONTAMINACIÓN Y ECOSISTEMAS

La contaminación y el daño ambiental que producen los chaqueos son de gran impacto. Los primeros en sufrir las consecuencias son las especies de animales, insectos y plantas que mueren o pierden su hábitat, lo cual afecta al equilibrio del ecosistema e incide en el calentamiento global.

Entre los principales daños, los bosques pierden la capacidad de retener agua debido al fuego. Sin esta capacidad hidrológica, las inundaciones y períodos de sequía se vuelven más intensos y afectan de mayor manera.

Las zonas donde se realizaron chaqueos sufren un proceso de erosión de suelos. En el caso de los bosques húmedos, un gran porcentaje de las lluvias está vinculado a la evapotranspiración de la vegetación, por lo tanto la quema de estos disminuye la tasa anual de precipitaciones.

Los chaqueos e incendios disminuyen las poblaciones de insectos, mamíferos, reptiles y aves. Los animales que logran escapar de las llamas son afectados por la falta de alimentos y la pérdida de hábitat. Todo esto los convierte en seres más vulnerables a la depredación y también disminuyen sus tasas de reproducción.



LA PRODUCCIÓN DE ARROZ

La producción de arroz es una de las principales causas para los chaqueos. Su plantación y cosecha pueden resultar sencillas, siempre y cuando, se tenga a disposición el agua necesaria. Por ello, la siembra se hace previa a la temporada de lluvia, porque es uno de los principales factores que ayuda al proceso de producción de este grano.

No se necesita realizar surcos para sembrar el arroz, pero el terreno tiene que ser húmedo. La particularidad de este producto es que tiene la posibilidad de recuperar tierra dañada.

Una de las formas de producción del arroz se llama “cultivos inundados”, para ello es necesario tener una fuente de agua constante que permita que la planta esté las 24 horas bajo el agua. Otro tipo de cultivo es de “aguas profundas”, éste no es muy utilizado, pues es necesario que el arroz esté incluso cinco metros bajo el agua. La producción más común es el de “regadío” que consiste en que el cultivo pueda tener un riego manual o artificial constante, una forma es con la lluvia.