miércoles, 20 de marzo de 2019

martes, 19 de marzo de 2019

martes, 12 de marzo de 2019

Auditoría ambiental revelará cuánto de basura se deposita en Alpacoma



El concejal del MAS-IPSP en el municipio de La Paz Jorge Silva afirmó ayer que la auditoría ambiental que se realizará al relleno sanitario de Alpacoma debe servir para conocer con exactitud la cantidad de basura que se recoge cada día en la ciudad sede de gobierno.

“La auditoría ambiental, que está en puertas, podría determinar con exactitud si son las 630 toneladas de basura que se recogen en La Paz o es menos”, explicó.

Esa cifra (630 toneladas) dista mucho de la que él maneja, que es de 480 toneladas.

“Estas cifras completamente diferentes nos hacen pensar que se estaría inflando el total de basura para pagar más y se trataría de un negociado, por eso la auditoría ambiental servirá para determinar con exactitud la cantidad de basura que se produce en nuestra ciudad y cuánto se deposita en Alpacoma”, sostuvo.

Indicó que la auditoría también establecerá cómo se realiza el tratamiento de la basura y si se lo hace como se presenta a la población a través de las campañas publicitarias.

Silva explicó que con la modificación del contrato con la empresa Tratamiento Especializado de Residuos Sólidos y Servicios Ambientales (Tersa), a través de la Resolución Municipal 282 del 28 de mayo de 2010, se retiró la responsabilidad de la compañía de realizar el tratamiento de la basura y el aprovechamiento del biogás, que pese a estar en el documento nunca lo hizo.

“Sería una farsa el uso de los contenedores orgánicos e inorgánicos porque viene el camión, los recoge de forma conjunta y deposita en el relleno sanitario de Alpacoma sin ningún tipo de tratamiento o de selección”, afirmó.

Dijo que en otros países, en un relleno sanitario la basura es sometida a un proceso de transformación para destinarla a otro uso y de esa manera generar recursos que favorezcan a la comuna, lo que no sucede aquí.

“Por eso Revilla no quiere que haya una auditoría ambiental, porque eso desenmascararía la red de corrupción que está en la Alcaldía de La Paz. Hay un contubernio que está favoreciendo a los empresarios y a los amigos que tienen concesiones con la Alcaldía por 15 o 30 años, en el tema de la basura fundamentalmente”, acotó.

Desde su perspectiva, ese es el eje de la denuncia que el 18 de febrero lo dio a conocer la jefa de bancada nacional del MAS-IPSP en la Cámara de Diputados, Betty Yañíquez, cuando reveló que la esposa del concejal de SOL.bo Fabián Siñani, Maricruz Medrano Strelli, era la apoderada de Tersa.

Tanto el concejal como el propio alcalde Luis Revilla rechazaron la acusación y afirmaron que Medrado Strelli era una abogada externa, pero las pruebas expuestas por la diputada del MAS-IPSP confirmaron que era apoderada legal de al menos tres empresas del Grupo Saavedra, entre ellas Tersa.

La denuncia de la legisladora fue admitida por el Ministerio Público. El concejal Fabián Siñani y el exdirector del Sistema de Regulación Municipal (Siremu), Giovanni Gemio, serán investigados por la presunta comisión de los delitos de incumplimiento de deberes y uso indebido de influencias, relacionados a un supuesto favorecimiento a la empresa Tersa, que administra el relleno sanitario de Alpacoma.

Por otra parte, ayer se reunió la Comisión de Ética del Concejo Municipal, que evaluará la denuncia que presentó el concejal Jorge Silva por los delitos de uso indebido de influencias y hechos irregulares.

viernes, 8 de marzo de 2019

Video Biologo alerta sobre la presencia del caracol Africano en Bolivia!!

miércoles, 6 de marzo de 2019

El Salvador y Canadá Intercambio de prácticas con dos países hermanos

La Secretaría Municipal de Desarrollo Económico de la Alcaldía de El Alto realizó un encuentro de intercambio de experiencias, en contexto de la vida artesanal y el cuidado del medioambiente, con representantes de instituciones de los países de El Salvador y Canadá.

“Es una actividad de intercambio de costumbres y tradiciones para una integración conjunta con países hermanos. En esta ocasión tenemos la visita de hermanos de Canadá y El Salvador; con ellos estamos compartiendo nuestras experiencias como ciudad de El Alto, ellos también nos han trasmitido culturas y costumbres que se viven en sus ciudades”, manifestó la secretaria Municipal de Desarrollo Económico, Ana María Saavedra.

Agregó que otro de los objetivos del encuentro es que, a través de estas representaciones de ambos países, se pueda transmitir la producción y la manufactura alteña, toda vez, en el Municipio aproximadamente existe un 60 por ciento de producción en distintos rubros. Por ello, el encuentro también servirá para abrir nuevas posibilidades de mercado.

Saavedra explicó que en la ciudad de El Alto no existe contaminación del medioambiente, toda vez que, aún se continúa con la producción artesanal.

“En el sector productivo y artesanal seguimos trabajando a mano en varios rubros, por ello hay una disminución de la contaminación del medio ambiente; por el contrario, los hermanos visitantes no decían que, en los países de mayor desarrollo, la contaminación del medioambiente estaría en un 80 a 90 por ciento”, manifestó Saavedra.

Finalmente, aclaró que la iniciativa también fue propicia para rendir un homenaje a los 34 años de vida de la ciudad de El Alto. Durante el encuentro, por las costumbres y tradiciones de la ciudad de la urbe alteña, ofrecieron una ofrenda a la Pachamama (Madre Tierra).

lunes, 4 de marzo de 2019

Resurge resistencia en defensa del Tipnis

La comunidad de Trinidacito organizó la marcha indígena de 1990 y ahora lucha por evitar la carretera en medio de la reserva. Esta lucha, según denuncian sus dirigentes, les ha valido el abandono del Estado.

Trinidacito, una de las 62 comunidades del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis), rema contra la corriente. El pueblo sufre las consecuencias de oponerse a la carretera Villa Tunari - San Ignacio de Moxos y que amenaza pasar por medio de la reserva. En la zona no hay servicios básicos ni luz eléctrica, menos acceso a la salud. La resistencia es en soledad, aunque poco a poco la búsqueda de resultados cansa a la población, según informó Félix Cayuba, corregidor de esa población ubicada al norte del Tipnis.

La autoridad lamenta el abandono que sufre su pueblo por la oposición a la vía. Dice que no existe atención del Estado, a pesar de que personeros públicos llegan a la zona con promesas. Hoy, espera que el Sistema Único de Salud (SUS) se aplique, a pesar de que por muchos años la posta de salud, la única infraestructura construida con cemento, estaban abandonada y sin medicinas. Los niños no conocen a un médico y mucho menos pastillas o jarabes. “En Trinidacito todos son bienvenidos”.

Llegan funcionarios de varias instituciones públicas para abordar nuestras necesidades, pero eso solo se queda en promesas. Somos la comunidad que más lucha en defensa del territorio, pero tenemos muchas deficiencias por oponernos a la construcción de la carretera”, reclama Cayuba. La posta de salud la entregó Ernesto Suárez, en 2010, cuando era gobernador de Beni.

domingo, 3 de marzo de 2019

Ley de conservación de árboles deja al margen áreas forestales

La Ley Municipal de Protección y Conservación de los Árboles, aprobada en el Concejo Municipal en “detalle y revisión”, deja al margen las pocas áreas forestales que quedan en La Paz, Ciudad Maravilla del Mundo, además de otras zonas boscosas, sostuvo Álex Ordoñez, ingeniero medioambientalista y catedrático de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA).

En criterio del medioambientalista, la Ley es una buena iniciativa para precautelar los árboles ornamentales en edificios y construcciones civiles, pero advierte la necesidad de incluir en la normativa la protección de varias zonas boscosas de La Paz, pues los loteamientos y el avance de la mancha urbana, está terminando con estas pocas áreas forestales, como es el caso del bosquecillo de Pura Pura, amenazado con desaparecer para dar paso a construcciones ilegales de viviendas.

“La iniciativa del Concejo Municipal es plausible, pero al parecer olvidaron preservar las áreas protegidas y los bosquecillos de La Paz, que son los únicos pulmones de la ciudad ante tanta polución. Como sugerencia, en la norma debía incluirse medidas drásticas para quienes talan árboles de los pocos bosquecillos que quedan en La Paz”, sostuvo.

LEY

En días pasados, el Concejo Municipal aprobó en “detalle y revisión” la Ley Municipal de Protección y Conservación de los Árboles, que establece que los proyectos de construcción, privados y públicos, dentro del municipio paceño deberán priorizar el cuidado de los árboles y adaptarse a los mismos.

La concejala Cecilia Chacón, proyectista de la norma, explicó que los diseños de aquellos proyectos de construcción, ampliación o demolición que soliciten su aprobación a la Alcaldía, deberán contar con el relevamiento de la cantidad de árboles que se tiene dentro de la propiedad, como en su entorno.

“La arquitectura da la opción de hacer diseños que incorporen a los árboles y a la naturaleza (…) no implica hacer un nuevo plano ni contratar un profesional aparte, sino que se tendrá que incorporar en el diseño de la obra e identificarlos bien”, dijo.

Otra disposición de esta ley es la presentación de un Plan de Contingencias que describa las medidas y acciones de cuidado y mitigación, que se tomarán en favor de los árboles. La presente norma también consideró sanciones para aquellas construcciones que contravengan lo dispuesto, con multas administrativas y pecuniarias.

TALA DE ÁRBOLES

Entretanto, no es la primera vez que EL DIARIO advierte sobre la tala indiscriminada de los árboles existentes en la mancha urbana. Es el caso de los árboles del bosquecillo de Pura Pura, que desde hace muchos años son talados y envenenados para dar paso a la construcción de viviendas ilegales.

Para Ordoñez, la expansión de la mancha urbana es el enemigo principal de las zonas boscosas. “En estos últimos diez años, La Paz perdió más del 90 por ciento de sus áreas forestales, no sólo es Pura Pura, sino las cabeceras de los cerros; la construcción de la autopista La Paz – El Alto provocó la tala de una cantidad no determinada de árboles, sin que la empresa los haya repuesto en la misma proporción que se los taló, al igual que la empresa Mi Teleférico”, dijo.

Para el experto, la solución no es la reforestación, pues de 100 platines sembrados, solo 10 logran sobre vivir, debido a la falta de protección.

La última denuncia data de hace dos semanas atrás, cuando un grupo de vecinos de Achachicala denunciaron la presencia de loteadores furtivos que están envenenando los árboles para luego arrancarlos de raíz.

RECORRIDO

En el recorrido que hizo EL DIARIO a lo largo de la línea Azul del teleférico y la confluencia del río Choqueyapu, se evidenció la tala de árboles de eucaliptos, cuyos troncos son utilizados para pasar de un lado al otro, el río.

No se puede cuantificar la cantidad de árboles talados, pero el daño medioambiental es grande, sin que las autoridades de la comuna hagan algo para frenar estos hechos.

En ese contexto, Ordoñez concluyó sugiriendo a las autoridades, que la ley incluya la protección y sanciones drásticas a empresas y personas particulares que tales los árboles y se proteja las pocas áreas boscosas existentes en la urbe paceña.

DESTRUCCIÓN

La tala de árboles ya es una constante, en varias zonas de la ciudad de La Paz se observa destrucción de la naturaleza. Los vecinos no pueden casi hacer nada, solo denunciar el hecho a las autoridades municipales.